7 maneras de aprovechar al máximo la conferencia si te toca trabajar

por Katie Lambert, traducido por Camila Meza.

La conferencia general es un tiempo para renovarse espiritualmente y recibir inspiración y guía de un profeta viviente y de las autoridades generales de la Iglesia. Así que cuando mires tu horario de trabajo y descubras que tienes un turno que cubre una, dos o incluso todas las sesiones de la conferencia general, puede ser un poco decepcionante.

He experimentado esa sensación unas cuantas veces. Al igual que muchos miembros, ha habido sesiones de la conferencia general donde estaba programado para trabajar. Pero mientras que encontré esto un poco incómodo a veces, aún así encontré maneras de ser tan espiritualmente alimentado como si no hubiera estado trabajando durante la conferencia general. Aquí hay algunas maneras que he encontrado que me ayudan a mantenerme espiritualmente en sintonía y mantenerme al día con las sesiones de la conferencia general, incluso cuando tengo que trabajar.

1. Lee algunos discursos de la conferencia general de la última sesión

Esto es algo excelente para hacer independientemente si tienes uno o más turnos durante la conferencia general, pero he encontrado que realmente me ayuda a concentrarme espiritualmente cuando tengo que trabajar ese fin de semana. Puedes encontrar discursos de las anteriores conferencias generales en las aplicaciones y sitios web como la aplicación Biblioteca de Evangelios, lds.org, y YouTube. La página de Facebook 30 Days of Conference (30 Días de Conferencia) incluso tiene un calendario para los miembros lean los discursos pasados de la conferencia general de octubre de 2016 en caso de que quieras leer más que unos cuantos discursos y puedas hacer un seguimiento de los que has leído hasta ahora.

2. Escucha música edificante antes de trabajar

Mientras que te estás preparando o mientras estás conduciendo al trabajo, coloca música edificante y espiritual en tu teléfono o radio. Si te sientes especialmente en el estado de ánimo de la conferencia, puedes ir a mormontabernaclechoir.org y escuchar música que se ha sido tocada en conferencias generales pasadas según  su sección de la Biblioteca de Música Sagrada.

3. Si puedes, escucha los discursos de la conferencia durante los tiempos de descanso

Lleva al trabajo unos audífonos o encuentra un lugar tranquilo y ponte al día en un discurso o dos mientras estés en tus descansos. Si tienes wifi, hay un montón de lugares para encontrar sesiones de la conferencia general como lds.orgMormon Channel, YouTube, byutv.org, y más. Si no puedes ver una sesión en vivo, lds.org tiene los archivos de audio y vídeo en su sitio web dentro de las 24 horas del término de una sesión de conferencia general que puedes descargar en un dispositivo móvil. Y si quieres escuchar la conferencia general en la radio, visita www.bonneville.info para ver si hay alguna emisión de radio de la conferencia general en tu localidad y en qué estación están disponibles.

4. Manténte al tanto de las raciones espirituales de la conferencia en los medios sociales

Una de las grandes cosas sobre acceder a tus cuentas de redes sociales en un fin de semana de la conferencia es que casi todas las cuentas SUD tienen pequeñas gemas de la conferencia general para informarte de lo que sucedió generalmente. He encontrado que esto es realmente útil para obtener grandes citas o pequeños detalles de una sesión de la conferencia que me perdí y tiende a atarme hasta que pueda ponerme al día en la sesión. Puedes seguir a EnlaceMormon (Nestra Web en Facebook en Español) y a una variedad de otras publicaciones SUD para ver las citas de la conferencia general en tus de redes sociales.

5. Escucha los discursos de la conferencia general en tu camino a casa

Si tienes wifi en tu teléfono inteligente o puedes encontrar una sesión en la radio de tu automóvil, escucha los discursos de la conferencia general en tu camino a casa del trabajo. Esta es una gran manera de ponerse al día con las sesiones de la conferencia general de a poco para que no te sientas abrumado y te ayudará a no perderte los nuevos anuncios.

6. Pide a los miembros de tu familia que tomen notas por ti

Esto es especialmente útil si estás lejos de una señal de wifi, no tienes un teléfono inteligente, o no eres bastante afortunado para poder escuchar una sesión en tu radio en el camino a casa del trabajo. No tiene por qué ser palabra por palabra, simplemente pide a un miembro de la familia que escriba dos o tres puntos clave de cada discurso para que puedas leer sus notas cuando llegues a casa y saber qué esperar cuando tengas un momento para leer o escuchar esa sesión de la conferencia general. Si guardas las notas de tu miembro de la familia y te gusta tomar notas propias durante la conferencia general, esto también puede ser útil para estudiar los discursos durante todo el año o una buena manera de complementar tus propias notas.

7. Ponte al día según tu propio ritmo

Cuando llegues a casa, definitivamente puedes pasar tiempo poniéndote al día, pero no te presiones. Las veces que he tratado de apurarme a través de los discursos, he sentido como si me hubiera perdido algo. Prefiero escuchar a un ritmo más lento para sentirme como si tuviera el espíritu del mensaje, incluso si eso significa que me lleve un día o dos días más en escuchar todos los discursos. Pero un ritmo más lento no siempre funciona para todos y eso está bien. Encuentra el ritmo que prefieras para que puedas disfrutar de los discursos y obtengas tanto de ellos como puedas.

Si te pierdes una o más sesiones de la conferencia general debido al trabajo, no significa que no puedes ser tan espiritualmente alimentado como si no lo hicieras. Por suerte, con toda la tecnología que tenemos hoy en día, ponerse al día en una o más sesiones es más fácil de lo que nunca ha sido.

Fuente: Ldsliving

 

Comenta con tu Facebook

Comentarios

Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Tumblr
The following two tabs change content below.
Hernán Toledo M.
Hernán Toledo M., es miembro, Ingeniero, apasionado por las letras y las artes. Ama enseñar el Evangelio continuamente. Ha servido como Secretario de Estaca/Barrio, Maestro de Instituto de Religión, de Seminario, y Miembro del Sumo Consejo. Actualmente sirve como Director Sala de Prensa para La Iglesia en Chile, Área Sudamérica Sur

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *